lunes, mayo 29, 2006

Dos premios que nos saben a poco… a nosotros

Cada cuatro años y, durante varios meses, somos acribillados por la prensa, por especialistas que, con muy buenos argumentos, nos prometen que España tiene posibilidades de ganar el mundial de fútbol. Somos conscientes de que nunca pasamos de cuartos de final, pero, aun así, la repetición del mensaje nos hace acabar dudando: no tenemos malos jugadores, quizás si nos toca Ucrania, Etiopía o Tanzania…, pero lo peor que podemos oír para terminar de confundirnos es que somos favoritos. Este anuncio activa nuestra imaginación y, al oírlo, nos vemos directamente ganando la final del campeonato. Cuando esta gesta no se culmina (es decir, siempre), justificamos la derrota de cualquier manera para olvidar los acontecimientos lo antes posible…, hasta la próxima vez que se produzcan…

Algo similar ha ocurrido con Pedro Almodóvar en el Festival de Cannes. El manchego partía como favorito y se mantuvo en ese puesto hasta la recta final del festival, o, por lo menos, eso nos recalcó con fuerza la prensa española, los programas de cine y los artículos escritos en Internet, entre otros. Pero parece que toda esta información no llegó a convencer a Wong Kar-wai y a sus colegas del jurado, que acabó otorgando al español el Premio al Mejor Guión e, innovando con un nuevo galardón, le concedió también el Premio a la Mejor Actuación Femenina Conjunta.

Ken Loach ha sido el ganador de la Palma de Oro ¿Alguien sabía que el director inglés lleva 10 años participando en Cannes? Probablemente no, ya que ahora nos centraremos en lamentar lo que mucho que Pedro se merecía el máximo galardón, que, para nuestra sorpresa, acapara el excelente director británico… La alegría de las actrices de Volver y la del propio director serían, a nuestro parecer y al de la crítica, una humilde y educada manera de aceptar la derrota.

Parece ser que todos los reconocimientos que ha acumulado Almodóvar este año han hecho que los dos premios en Cannes nos sepan a poco; pero era tal el convencimiento de que la película española ganaría la Palma de Oro, que nos queda más una sensación de haber perdido un premio, que de haber dejado de ganarlo.

Como ya advirtió el director español, es “la maldición del favorito”

4 Comments:

Anonymous Andrew Pyott said...

La culpa es del chino... al ver que había una peli tan buena, sentía envidia y le dio el premio al otro tonto. En fin... siempre nos quedará el mundial...

7:31 p. m.  
Blogger El Deseo said...

Jajaja, como nos consolemos con el mundial... tenemos poco futuro.
Me alegro mucho del comentario que has dejado, porque nos ayuda a comprobar que es cierto lo que tratamos en el blog, no nos conformamos con subirnos al podio, queremos el primer premio.

Un saludo compañero

8:27 p. m.  
Blogger Oye-Juan-Kenobeo (El Maestro Jedi) said...

Juancar Guay se ha pegado la sobrada padre concediendo dos premios colectivos a interpretación... hay que mojarse más.

Fuera de eso ya decir que a mi no me convencen los dos premios, igual que tampoco me convenció la película. Sí hubiera entendido un premio al Mejor Director, pero ese ha sido para Iñárritu, a ver que nos depara Babel.

Un saludo!

8:52 p. m.  
Blogger Carlos (sr. Chow) said...

Vaya, me temo que ahora odiareis a mi admirado director Wong Kar Wai...

Un saludo con palmarés.

2:03 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home